domingo, 20 de julio de 2014

Elogio de la amistad

Elogio de la amistad.

Gracias, amiga. Gracias, amigo.

Por la paciencia cuando no he podido,
por la amorosidad cuando no he sabido.
Por abrirme las puertas de tu casa
e invitarme a ser parte de tu vida.
Por cuidar mi corazón herido,
cada vez que te lo he dado.
Por defenderme cuando me atacaron,
pues tenías excusa para soltarme la mano.

Gracias, amiga. Gracias, amigo.

Por guardarme un lugar en tu mesa,
aunque yo haya estado lejos.
Por hablarme de tus cosas,
aún cuando no podía escucharte.
Por incluirme en cada festejo,
por haber llorado y reído conmigo.
Por tu abrazo para enfrentar el frío,
por tus "me duele como si fuera mío".

Por tu fe en mí, cuando no creía.
Por tu opinión sincera, cuando me faltaba.
Por el silencio sabio cuando todo hablaba.
Por tu hombro firme cuando no podía,
por el gesto cómplice y tu compañía.
por soportarme inquieto, angustiado y loco.

No siempre fui el amigo que quería,
no siempre supe darte lo que pedías.
No estuve atento algunas veces,
no estuve cerca, no estuve siempre.
No dije ninguna cosa sabia,
no llené de agua tu vaso,
no te ayudé a escapar,
ni te di mi mano, cuando debía.

Y sin embargo te quiero tanto.
Aunque no lo diga, aunque te he fallado.
Mi corazón es más grande, por tu amistad,
mi brazo es más fuerte porque te siente al lado.
Mi vida es más rica porque estás en ella,
mi soledad menos triste porque estás tan cerca.

Ojalá nuestra amistad sea bendecida,
como la vida quiera, como pueda.
Como sepamos, como logremos,
como queramos, como sabemos.
Viéndonos o sin vernos,
hablándonos o sin hablar,
con la frecuencia que sea,
o si es necesario, con ausencia.
Frente a frente, al teléfono,
por chat o mensaje de texto.
No importa el medio, no importa el tiempo.
estaremos cerca aún estando lejos.

Te envío mi abrazo.
Te envío mi amor.

Te pido una sola cosa.
Apenas una sola cosa:

Que seas feliz.
Y sigas eligiendo compartirlo conmigo.

Jansenson Magia

Jansenson Magia
Visitanos en www.jansenson.com